L’hortet: pequeños placeres saludables

L’HORTET

Pequeños placeres saludables

Hay días que solo buscas un restaurante donde poder disfrutar de una comida saludable, en buena compañía y que te siente bien. Me refiero a un almuerzo o cena sencilla, en el mejor sentido de la palabra. Un sitio donde te traten bien, te miren a los ojos cuando te atiendan y puedas pasar un rato tranquila. Y sin que te duela el bolsillo, claro. Debería ser fácil, ¿no? Pues no lo es.

Lo más obvio, a veces es lo más difícil de encontrar, pero mi tozudez me lleva a no rendirme en la incansable búsqueda porque sé que estos sitios, aunque son escasos, existen. L’Hortet lo confirma. ¡Bingo! Mi reciente descubrimiento en pleno barrio del Raval se encuentra en el núcleo barcelonés de los restaurantes vegetarianos: la calle Pintor Fortuny. ¿Cómo no me había fijado antes?

Entro por casualidad un viernes por la noche. El local es acogedor y sin florituras; el servicio atento; y la carta prometedora. Ya que estoy, – y la intuición me guiña el ojo— pido entrante, segundo y postre. Para mi sorpresa, el restaurante hace años que sirve platos veganos y vegetarianos, que combinan sencillez y originalidad, aptos para personas con intolerancias y bien elaborados en un ambiente informal. Si os motiváis, incluso podréis probar de cocinarlos en casa, sin tener que llenar la despensa de semillas impronunciables (con todos los respetos por esta gran fuente de nutrientes).

Después de una crema de verduras, un risotto de boletus exquisito y una mousse de chocolate ligera (sí, es posible) quedo bien satisfecha, y somos las últimas en salir del local porque la conversación de ha alargado más de la cuenta. Hemos estado a gusto, la botella de vino vacía sobre la mesa lo corrobora. Misión cumplida, eso sí: reservad si no os queréis quedar con las ganas.

Dirección: C/ Pintor Fortuny, 32, 08001 Barcelona

Written by

selva@ficusmag.com

No comments

LEAVE A COMMENT